Noticias

Antecedentes Históricos

El modelo educativo de las culturas mesoamericanas, entre ellas la Náhuatl, Mazahua, Hñahñu y P´urhépecha del territorio michoacano, se basó principalmente en la formación de élites sacerdotales y militares cuyos valores esenciales, la disciplina, la valentía, la obediencia y la discreción como virtudes, se convirtieron en el ideal pedagógico del sistema educativo prehispánico. A partir de 1522, los conquistadores impusieron un nuevo orden social en los grupos indígenas de Michoacán en todos los aspectos, destacándose de éstos el lingüístico y el religioso.

En el esquema virreinal se dan cambios sustanciales en el campo conceptual como: igualdad, justicia, derecho, nación, patria, que se implantan en la vida cotidiana de las comunidades indígenas. En esta época la educación deja ser privilegio de la iglesia para convertirse en un proceso de cambio social e individual sustentado por el Estado Mexicano. Como resultado de la Revolución Mexicana se presta más atención a los indígenas, retomando las políticas de incorporación que con antelación se habían venido practicando.

En este marco, en 1921 se crea el Departamento de Educación y Cultura para la raza indígena; en 1925, el Departamento de Escuelas Rurales de Incorporación Indígena, y en 1932 el Proyecto Nacional de Incorporación Indígena, del que forma parte el de Carapan, Michoacán. En 1939 se organizó en Pátzcuaro, Michoacán, la primera asamblea de filólogos y lingüistas, de donde surgió el Consejo de Lenguas Indígenas que en Michoacán se concretó en el Proyecto Tarasco de Mauricio Swadesh. En 1947 se crea la Dirección de Asuntos Indígenas, y en 1948 el Instituto Nacional Indigenista (INI), que, propicia que en 1952, la educación en el medio indígena sea adaptada a las características culturales y lingüísticas de la población, tomando en cuenta la experiencia educativa y el desarrollo integral a través de los promotores culturales de los propios grupos étnicos. Así, en 1963 se crea el Sistema Nacional de Promotores Culturales y Maestros Bilingües. En 1965 la castellanización y la alfabetización fueron metas establecidas por los Gobiernos Federal y Estatal para integrar a la población indígena, a través de la educación bilingüe bicultural.

En Michoacán, en 1977, se crea la Coordinación Estatal de Educación Indígena que integra los diversos servicios del subsistema. En 1982 esta Coordinación pasa a ser Departamento de Educación Indígena, integrado a la Delegación General de la Secretaría de Educación Pública. En 1993 se crea la Dirección de Educación Indígena en Michoacán, con tres Departamentos en operación, la que en 1995 sufre otra transformación en su estructura orgánica, reconociéndose únicamente la Dirección de Educación Indígena y el Departamento Técnico. Actualmente se encuentra en proceso de transformación en una dirección, una subdirección y tres departamentos en la estructura orgánica.

No Comment

0

Sorry, the comment form is closed at this time.